Skip to Store Area:

Tu tienda online de Growshop, Parafernalia y Cultivo

Semillas Autoflorecientes

Semillas Autoflorecientes

Las plantas autoflorecientes han supuesto toda una revolución en el mundo cannábico de los últimos años. Gracias a su pequeño tamaño y corto ciclo de vida, resultan ideales para cultivadores con espacio, tiempo o capacidades de cultivo limitadas.

El Cannabis Ruderalis procede de las zonas boreales del planeta, como Rusia y Canadá. Tiene un nivel de THC (principal cannabinoide psicoactivo) y una producción muy bajos, pero posee el gen de la autofloración, responsable del inicio de la floración automáticamente tras un breve período de crecimiento, con independencia del fotoperíodo existente (proporción de horas de luz/oscuridad dentro del mismo día).

Del cruce del Cannabis Ruderalis con plantas Cannabis Indica o Cannabis Sativa, con niveles de THC y producción mucho más elevados, proceden las semillas autoflorecientes existentes en el mercado. Estas plantas no dependen del fotoperíodo y comienzan la floración aproximadamente entre tres o cuatro semanas tras la siembra. Pueden cultivarse en cualquier época del año en el exterior, si bien recomendamos que el ciclo vital de la planta (entre dos y tres meses) se desarrolle entre la primavera y el otoño, siendo el verano la mejor época para obtener buenos resultados. (Para conocer la duración del ciclo vital completo de estas plantas tanto en interior como en exterior, consultad el campo "Días de floración en interior" en nuestra web). Aunque existen variedades que toleran muy bien el frío, no recomendamos su cultivo en invierno a no ser que el lugar de cultivo tenga una muy buena orientación con el máximo de horas de sol invernales. Es muy importante la latitud geográfica en la que estemos situados.

Para la mayoría de las variedades, bastará con una maceta de 10 litros aproximadamente, aunque últimamente han aparecido variedades autoflorecientes gigantes (Big Devil #2, Deimos, Magnum, AutoMazar...) que pueden llegar a necesitar más de veinte litros de sustrato. Es muy importante que no realicemos ningún transplante de una maceta pequeñita a una más grande.La semilla o la plántula recién germinada deben situarse directamente en su maceta definitiva, pues, de lo contrario, las plantas podrían dejar de crecer y quedarse enanas. Os recomendamos el uso de un producto enraizante durante todo el ciclo junto con el resto del programa de nutrición.

Las plantas autoflorecientes también son una buena alternativa a los esquejes en los cultivos de interior para aquéllos que deseen cosechas muy rápidas. No es necesario cambiar el fotoperíodo, así que, bajo los focos, programaremos los temporizadores a veinte horas de luz y cuatro de oscuridad, tanto en la fase de crecimiento como en la de floración.

Por último, recordad que las variedades autoflorecientes no son aptas para ser clonadas, pues los esquejes extraídos de ellas entrarían en fase de floración antes de haber enraizado y crecido un mínimo indispensable.

Artículos 1 a 8 de 116 totales

por página
Página:
  1. 1
  2. 2
  3. 3
  4. 4
  5. 5

Cuadricula  Lista 

Configurar sentido descendente

Artículos 1 a 8 de 116 totales

por página
Página:
  1. 1
  2. 2
  3. 3
  4. 4
  5. 5

Cuadricula  Lista 

Configurar sentido descendente